Una guerra comercial descontrolada frenaría el crecimiento de la economía mundial sin detenerlo, según estimaciones publicadas este martes por el Fondo Monetario Internacional (FMI).  (Fotografía: AFP PHOTO / Brendan Smialowski)

AFP
8 octubre, 2018 , 10:18 pm

Una guerra comercial frenaría el crecimiento mundial sin detenerlo: FMI

El FMI realizó sin embargo sus estimaciones antes de que Estados Unidos, Canadá y México anunciaran un amplio acuerdo para sustituir el tratado de libre comercio

 

PARÍS, Francia.- Una guerra comercial descontrolada frenaría el crecimiento de la economía mundial sin detenerlo, según estimaciones publicadas este martes por el Fondo Monetario Internacional (FMI). 

Aunque la administración estadounidense cumpla totalmente con sus amenazas de imponer aranceles sobre productos de China y otros países, el impacto de esas medidas sería inferior a un punto de Producto Interior Bruto (PIB) para un crecimiento mundial estimado en un 3,7% en 2018, 2019 y 2020. 

A corto plazo, los efectos de una guerra comercial como esa serían dos veces más graves para la economía china que para la economía estadounidense, que serían los países más afectados. 

El crecimiento de la primera economía mundial, la estadounidense, caería del 2,5% al 1,6% en 2019, y el de la segunda, la china, pasaría del 6,2% al 4,6%, según los cálculos publicados por el FMI. 

Para China, ese nivel de crecimiento sería el más bajo jamás registrado desde que el país emprendió su industrialización. 

En Japón, la tercera economía del planeta, el crecimiento pasaría del 0,9% a cerca del 0,4%, mientras el PIB de la zona euro, menos afectada, aumentaría en un 1,9% en lugar de un 1,5%. 

Esa ralentización agravaría los problemas de desempleo en algunos países europeos que ya tienen altos niveles de endeudamiento. 

En Japón, un frenazo del crecimiento podría provocar el regreso de la deflación. 

Hacia 2023, China y Estados Unidos perdería cada uno 0,6 puntos de PIB, pero, a largo plazo, una guerra comercial desenfrenada afectaría más a la economía estadounidense que a la china, según el FMI. 

La primera perdería un punto de PIB respecto a una situación comercial estable, mientras que China solo cedería medio punto. 

Y el crecimiento de Japón se reduciría en 0,4 puntos y el de la zona euro, en 0,2 puntos, en 2023. 

El FMI ha elaborado un escenario con cinco niveles basándose en las medidas que ya tomó o podría tomar Estados Unidos respecto a sus socios comerciales a partir de 2019.

El primer nivel corresponde a las alzas de aranceles ya decididas entre Estados Unidos y China, y cuyos efectos se han integrado en las últimas perspectivas mundiales del FMI. 

El segundo anticipa las consecuencias de la posible aplicación de aranceles adicionales del 25% sobre importaciones chinas por valor de 267.000 millones de dólares. 

El tercero estudia el impacto de aranceles sobre todos los productos chinos que entren en el mercado estadounidense. En este caso, la industria automovilística estadounidense y sus proveedores se verían especialmente afectados, con efectos secundarios para México, Canadá y Japón, y las amenazas de aranceles sobre las importaciones de coches europeos a Estados Unidos, actualmente suspendidas, podrían materializarse. 

El cuarto nivel analiza los efectos de esas medidas sobre los proyectos de inversión, y el quinto incluye una degradación de las condiciones de financiación de las empresas. 

El FMI realizó sin embargo sus estimaciones antes de que Estados Unidos, Canadá y México anunciaran un amplio acuerdo para sustituir el tratado de libre comercio (Alena) que aplicaban desde hacía 25 años. El nuevo pacto aleja el riesgo de un conflicto comercial abierto entre los tres países. 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *