Plato de pozole. Plato de pozole. (Fotografía: Agencia Enfoque)

Pilar Bravo / Tribuna Noticias
13 septiembre, 2018 , 3:01 pm

Evite excesos y opte por el pozole, la recomendación del IMSS para la Noche Mexicana

Con la ingesta del menú patrio, es posible que una persona gane dos kilos de peso tan sólo en este fin de semana

 

PUEBLA, Puebla.- Para este fin de semana, los mexicanos preparan el estómago para la cena mexicana a base de antojitos ricos en grasa, chile y carbohidratos, que serán acompañados de tequila, cerveza u otras bebidas azucaradas que colmarán el estómago hasta con 3 mil calorías.

Como será fiesta de fin de semana, lo más seguro es que la gente esté comiendo en exceso y en caso de padecer diabetes o hipertensión, habrá desequilibrio, por lo que esos enfermos podrían llegar a los servicios de Urgencia del Seguro Social en la madrugada del 16 de septiembre.

La recomendación del área de Nutrición del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) no se aparta de la realidad patriótica y recomienda un plato de pozole, pero en lugar de acompañarlo con tostadas bañadas en aceite, recomienda hacerlo con tostadas horneadas.

 

Bajo en calorías

 

Aunque usted no lo crea, un plato de pozole le dará un promedio de 240 calorías y si se toma un tequila le dará 159 calorías a su cuerpo. Pero si la gente opta por chalupas, tacos fritos o de carne, tostadas, chanclas o molotes, las calorías se multiplican.

Con la ingesta del menú patrio, es posible que una persona gane dos kilos de peso tan sólo en este fin de semana, por lo que la recomendación del Seguro Social es no comer en abundancia y vigilar en caso de comer en la calle, que al menos haya higiene porque la preparación de salsas o de uso de cilantro y lechuga muchas veces se hace sin lavar y desinfectar los ingredientes.

El director de la Clínica 1 del IMSS, Daniel Carranza Roldán, y la nutrióloga Amalia Mejía Pérez señalaron que el área de Urgencias de todas las clínicas y hospitales del instituto estarán en servicio para atender las contingencias de los pacientes que hayan sufrido trastornos alimenticios o por exceso de alcohol.

 

Borrachitos

 

Para quienes se pasen de copas, los estragos los sufrirán el 16 de septiembre, por lo que la recomendación es evitar la ingesta de alimentos picantes, ya que resultan muy agresivos al estómago, en su lugar puede consumir caldos o jugos de jitomate, ya que lo que el cuerpo necesita es potasio.

El médico Carranza Roldán señaló que la noche del 15 de septiembre, por lo regular no tienen concurrencia de pacientes, a excepción del Hospital de Traumatología y Ortopedia, adonde llegan los accidentados o baleados.

Cuando las Unidades de Medicina Familiar empiezan a tener problemas es en la madrugada del día 16 y la mayor demanda corresponde a pacientes enfermos de diabetes o hipertensión, quienes presentan desequilibrios a su estado de salud a consecuencia de los festejos o por tomar medicamentos y alcohol, indicaron los especialistas del IMSS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *