VIDEO | Un mono intenta copular con una cierva en Japón


Secuencia a-c, el macaco intenta montar a una cierva sika que se lo permite; d, el mono intenta hacer lo mismo con otra cierva que rechaza la monta. (Fotografía: Alexandre  Bonnefoy / Primates) Secuencia a-c, el macaco intenta montar a una cierva sika que se lo permite; d, el mono intenta hacer lo mismo con otra cierva que rechaza la monta. (Fotografía: Alexandre Bonnefoy / Primates)

Redacción
11 enero, 2017 , 8:30 am

  • La inverosímil escena fue grabada por el fotógrafo francés Alexandre Bonnefoy

Redacción.- Un macaco intentó copular con una cierva sika en la isla japonesa de Yakushima, donde ambas especies conviven en armonía e incluso se alimentan juntas, ya que los cérvidos comen las frutas que dejan en el suelo los monos, mientras éstos los espulgan para comer sus garrapatas.

No obstante lo anterior, científicos que estudian a estas especies en la isla jamás habían tenido registro de un acercamiento sexual de esa naturaleza, la cual reportan en un estudio publicado el martes en la revista científica Primates, en el que incluyen fotos y video.

Según los científicos, los macacos se divierten montando sobre la espalda de los cérvidos pero en esta ocasión la monta fue más allá de un simple paseo: “Este individuo muestra comportamientos sexuales muy claros con respecto a varias ciervas, algunas de las cuales intentan escapar mientras otras aceptan la monta”.

La inverosímil escena fue grabada en noviembre de 2015 por el fotógrafo francés Alexandre Bonnefoy, quien se encontraba en la isla para documentar una obra, Saru – singes du Japon, publicada en octubre del año pasado.

“Fotografié ese comportamiento pensando que era conocido por los científicos”, comentó Bonnefoy a la edición francesa del Huffington Post sobre sus escenas, a raíz de las cuales primatólogos del instituto pluridisciplinario Hubert Curien de la Universidad de Estrasburgo pudieron escribir el artículo aparecido en Primates.

“Cuando Alexandre nos dijo lo que había visto, no lo creímos”, declaró a Le Monde Cédric Sueur, profesor asociado al instituto. “Nos mostró las imágenes. Se los dijimos a nuestros colegas japoneses, que tampoco nos creyeron, hasta que a su vez vieron las imágenes”, agregó.

En su reporte, los científicos indican que aun cuando no hubo penetración, sí hubo eyaculación, de hecho, la primera cierva lame el líquido seminal, como puede verse en el video, “un comportamiento que parece indicar que el esperma podría ser una buena fuente de proteína”, señalan los investigadores.

Los científicos creen que el comportamiento del joven macaco, “que no tiene acceso a las hembras acaparadas por los machos dominantes, pero que experimenta, en revancha, intensos impulsos hormonales”, sería un remedio a sus frustraciones.

En la literatura científica, el único caso de acto sexual entre dos especies tan distantes entre sí del que se tenía registro tuvo lugar entre un pingüino y una foca, en 2008, aunque se trataba más bien de acoso por parte de la foca hacia las pobres aves.

(Con información de lexpress.fr, huffingtonpost.fr y lemonde.fr)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


©2016 TRIBUNANOTICIAS DESIGNED BY INDETTA.COM