Raul Jaime Maestre

Raúl Jaime es profesor en IEBS Business School en varios programas Máster, emprendedor de empresa de formación y profesional del sector de finanzas. También investiga sobre la creatividad e innovación en la empresa.

Otros de este autor

Bruselas inicia el proceso de sanción a España por el exceso de déficit


08/07/2016 6:29

La Comisión Europea ha confirmado durante esta semana que España se ha quedado muy por debajo de los ajustes estructurales que tenía que haber realizado para corregir el exceso de déficit, por haber bajado los impuestos del año 2015 y prevé que no se consiga corregir durante el año 2017.

La Comisión Europea comentó que la relajación de la política fiscal durante el 2015 ha tenido un gran impacto sobre el resultado final. En la decisión enviada al Consejo de la Unión Europea determinada que España y también Portugal no han tomado las medidas oportunas para corregir su déficit y en la que proponen nuevas medidas de ajuste para solucionar el exceso de déficit.

¿Qué comenta el Ministro de Economía en funciones?

El Ministro de Economía en funciones, Guindos, por su parte, se muestra convencido de que Bruselas al final no multará a España porque es la economía de la eurozona que más está creciendo y esto puede suponer una dificultad impacte para la economía.

El déficit en España fue en el año 2014 del 5,9 por ciento del PIB y en el año 2015 del 5,1 por ciento, si se incluyen las ayudas al sector financiero, alejados del 5,8 por ciento y 4,2 por ciento, exigido, y sin llegar a la meta marcada para el 2016 del 2,8 por ciento.

El extraordinario esfuerzo que ha realizado España entre los años 2013 y 2015 se ha estimado en un 0,6 por ciento del PIB, por debajo de los 2,7 por ciento recomendados por la Comisión Europea.

Factor crítico la baja inflación

La Comisión Europea mantienen que las medidas de consolidación han sido insuficientes para compensar el impacto de medidas expansivas implantadas durante el año 2015, tales como la rebaja del IRPF y del impuesto de sociedades, añadiendo la devolución de parte de la paga extra de Navidad de los funcionarios del año 2012.

También se ha vinculado esta tendencia a un crecimiento del gasto vinculado al envejecimiento de la población. Los argumentos del Gobierno de España en funciones para explicar el desvío era el impacto de la baja inflación, muy por debajo de la zona euro que se había establecido previamente.

La Comisión Europea comenta que el impacto de la inflación bajo o incluso negativo fue compensado por un crecimiento más elevado de lo esperado del PIB real. Además, una creación rápida de trabajos, entre otras cosas, esto ha beneficiado a la reducción del déficit.

Según la CE, España no aprovechó la situación

La Comisión Europea no ha aprovechado esta buena situación, sobre todo en el año 2015, para ampliar la reducción de su déficit. Al contrario, relajó su política fiscal a través de la reforma fiscal y un crecimiento del gasto. Los instrumentos de la Ley de Estabilidad Presupuestaria para prevenir y corregir desvíos considera la Comisión Europea que se podrían aplicado mejor en los años 2014 y 2015.

El déficit de España se situará durante el año 2016 en el 3,9 por ciento del PIB y durante el año 2017 se situará en el 3,1 por ciento, por tanto, la Comisión Europea no piensa que pueda corregir el desvío.

En momento tan sensible para España y Europa la decisión ya se pospuso en el mes de mayo de este año debido haber adoptado la recomendación para evitar problemas por el escenario de las elecciones en España y el referéndum en el Reino Unido.

La multa para finales de julio

Una vez que se ha aprobado esta opinión negativa sobre la falta de esfuerzos de España y Portugal, la decisión la pasan a los ministros de Finanzas de la Unión Europea. Si respaldan el 12 de julio la recomendación, si se respaldan, empezará entonces el proceso de minimizar la multa.

La Comisión Europea tendrá a partir de la aprobación 20 días para determinar el volumen de la multa, que podría alcanzar hasta el 0,2 por ciento del PIB, más de 2.000 millones de euros para España, y la congelación de los fondos estructurales del 2017.

Por tanto, se podría imponer la sanción a España y Portugal a finales del mes de julio, durante la última reunión de la Comisión Europea. Pero la Comisión Europea puede tener en consideración las circunstancias económicas nacionales y las argumentaciones de cada país para revisar la multa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


©2016 TRIBUNANOTICIAS DESIGNED BY INDETTA.COM